¿Sabemos quién se graduó de la Universidad de México en el siglo XVIII?

¿Sabemos quién se graduó de la Universidad de México en el siglo XVIII?

La Real y Pontificia Universidad de México fue la primera y más importante universidad del país durante el período colonial. Según George I. Sánchez, para 1776 había otorgado 29,882 títulos de licenciatura y 1,162 títulos de posgrado.

¿Se ha elaborado alguna lista o índice de esos graduados?

Me gustaría determinar si el sacerdote laico Agustín Fernández de San Vicente estudió allí (presumiblemente en teología o derecho canónico) a fines del siglo XVIII. El archivo histórico de la institución sucesora, la UNAM, no se remonta a la época colonial. Busqué en la guía de búsqueda del Archivo de la Nación sin encontrar un registro individual que mencionara su graduación.

Aceptaré una respuesta sobre él específicamente o sobre la pregunta más amplia sobre una lista de graduados.


Nada todavía sobre Fernández, pero los registros de matrículas y grados de la Universidad están en los 574 volúmenes (!) De la sección "Universidad", 1553-1863, en las "Colecciones Novohispanas" del Archivo General de la Nación.


Ingenieros negros famosos a lo largo de la historia

El Instituto de Tecnología de Massachusetts tuvo su primer graduado afroamericano, Robert R. Taylor, en 1892. Solo 25 años después, en 1917, la universidad entregó su primer diploma de ingeniería civil a un afroamericano. Durante bastante tiempo a lo largo de la historia, la ingeniería fue casi por completo el dominio de los hombres blancos.

Aunque los hombres caucásicos todavía dominan la profesión en los EE. UU. (Solo el 5 por ciento de los ingenieros son afroamericanos, solo el 13,4 por ciento son mujeres de cualquier raza, según un informe de 2011), es importante reconocer los importantes legados que tienen los hombres y mujeres negros creado en el campo [fuente: Koebler].

En este artículo, nos dirigiremos de las fotocopiadoras en funcionamiento a los satélites en el espacio y conoceremos a algunos afroamericanos que no solo son pioneros de su raza, sino pioneros en su profesión.

Comencemos con uno de los primeros pioneros de una pequeña hazaña de la ingeniería que posiblemente sea el invento más importante del siglo XX. Lo conoce como CAD y tenemos que agradecerle a Walt Braithwaite.

Nacido en Jamaica, Braithwaite se licenció en ingeniería en 1966 y se unió a Boeing el mismo año. Justo cuando despegaba el vuelo comercial, Braithwaite comenzó a subir la escalera, liderando y desarrollando algunos de los aviones y sistemas más importantes [fuente: Large].

El equipo de Braithwaite desarrolló sistemas de diseño asistido por computadora / fabricación asistida por computadora (CAD / CAM) para Boeing, que abrió el camino para los aviones y, eventualmente, muchos otros productos diseñados completamente a través de software. (¡Adiós a los dibujos en papel y lápiz!) Braithwaite también se convirtió en el ejecutivo negro de más alto rango en Boeing cuando fue nombrado presidente de Boeing África en 2000. Después de 36 años con el titán de los aviones, se retiró en 2003.

Si hablamos de pioneros, probablemente deberíamos hacer lo correcto en nuestra lengua vernácula: es más probable que estos ingenieros planifiquen y ejecuten cuidadosamente un sendero bien diseñado que encender un fuego para abrirse camino. Howard Grant es un excelente ejemplo de un ingeniero que construyó sistemáticamente una reputación estelar a través de su carrera pionera y su miríada de actividades profesionales.

Grant, nacido en 1925, se convirtió en el primer graduado negro de la Facultad de Ingeniería de Berkeley de la Universidad de California, y ese fue solo el primero. Luego se convirtió en el primer ingeniero negro de la ciudad y el condado de San Francisco, donde abordó temas de ingeniería hidráulica, y el primer miembro negro registrado de la Sociedad Estadounidense de Ingenieros Civiles (son tres & quot; primeras & quot; si está contando). También fue el hombre detrás del Consejo de Ingenieros Profesionales Negros del Norte de California, una organización que ayuda a presentar el campo de la ingeniería a los jóvenes negros [fuente: UC Berkeley].

Todos ustedes conocen la historia: un pasante humilde en una empresa enormemente rica asciende en la escalera para convertirse en director ejecutivo de dicha empresa. O quizás no conoces la historia porque en realidad nunca sucede, menos algunas secuencias de sueños en las películas. Pero Ursula Burns hizo precisamente eso y se convirtió en la primera directora ejecutiva afroamericana de una empresa de Fortune 500.

Burns se unió a Xerox recién salido de la Universidad de Columbia, donde recibió su maestría en ingeniería mecánica. Pronto estuvo trabajando en estrecha colaboración con uno de los presidentes de división y recibió el título de presidenta en 2007. En 2009, fue nombrada CEO, casi 30 años después de la pasantía de verano más exitosa del mundo [fuente: Iqbal]. Burns convirtió una empresa en decadencia conocida principalmente por las máquinas fotocopiadoras de papel en un proveedor de servicios comerciales rentable. Dejó Xerox en 2017 y actualmente forma parte de varias juntas.

En 1908, George Biddle Kelley se graduó de la Facultad de Ingeniería Civil de la Universidad de Cornell. Se convirtió en el primer ingeniero afroamericano registrado en el estado de Nueva York. Entre otros esfuerzos, fue contratado por el Departamento de Ingeniería de Nueva York, donde trabajó en Barge Canal, una colección de vías fluviales estatales, durante la década de 1920. Su legado permanece a través de la beca George Biddle Kelley, que tiene como objetivo orientar y proporcionar fondos educativos para hombres en desventaja socioeconómica en el norte del estado de Nueva York [fuente: Fundación George Biddle Kelley].

El consumado ingeniero dedicado a promover la educación de los jóvenes tiene otro crédito importante a su nombre: fue miembro fundador de la fraternidad Alpha Phi Alpha, la organización fraternal griega negra más antigua. Según la organización, también jugó un papel decisivo en la creación del "apretón de manos y ritual" que identifica a los hermanos de la fraternidad [fuente: Alpha Phi Alpha].

Si está buscando un ingeniero que realmente lo impresione, o lo deprima, si está comparando sus logros con los de él, no busque más: Elijah McCoy, quien recibió su primera patente en 1872.

No es solo que tuviera 57 patentes, o que viajó a Escocia a la edad de 15 años para un aprendizaje y regresó con un título en ingeniería mecánica. Ni siquiera es que hizo todo esto como hijo de esclavos fugitivos. O inventó un dispositivo de lubricación que permitía que las máquinas en movimiento permanecieran aceitadas. Es que el dispositivo de lubricación se volvió tan importante para la industria de la maquinaria que, como dice la tradición, los inspectores preguntaban a quienes manejaban el equipo si estaban usando `` el verdadero McCoy ''. Sí, la ingeniería de Elijah McCoy es tan famosa que su nombre es sinónimo de artículo genuino. Irónicamente, sin embargo, hay varias historias de origen de & quot; McCoy real & quot ;, así que no se apresure a etiquetar esta historia - hay que decirlo - como el verdadero McCoy.

¿Listo para conocer a otro titular de patente y pionero? William Hunter Dammond fue el primer afroamericano graduado de la Western University of Pennsylvania (que más tarde se convirtió en la Universidad de Pittsburgh). Dammond se graduó con honores de la universidad en 1893, con un título en ingeniería civil [fuente: Barksdale-Hall].

Después de diversas aventuras profesionales, Dammond se mudó a Michigan para trabajar como ingeniero de puentes. Una vez allí, aceleró, inventó un sistema de señalización eléctrica para que los ingenieros ferroviarios reconocieran la aproximación de otro tren y recibieran una patente [fuente: Patente de EE. UU. 747,949]. En 1906, se le otorgó otra patente para un "sistema de seguridad" para la operación ferroviaria [fuente: Patente de Estados Unidos 823.513].

La ingeniera aeroespacial Dra. Aprille Ericsson ha ocupado numerosos puestos durante su carrera de casi 30 años en la NASA. Durante más de 10 años fue subdirectora senior de instrumentos para el programa de satélites de elevación de hielo, nubes y tierra de la NASA, donde trabajó en instrumentos de mapeo para futuras exploraciones lunares. En otras palabras, Ericsson tenía uno de los trabajos más geniales del universo. Actualmente, es la nueva líder comercial de la División de Tecnología y Sistemas de Instrumentos del Centro de Vuelos Espaciales Goddard de la NASA, donde fomenta las asociaciones gubernamentales, académicas y de la industria.

Como cualquier buen sobresaliente, los logros de Ericsson comenzaron mucho antes de su trabajo con la NASA. Tiene una licenciatura en Ingeniería Aeronáutica / Astronáutica del MIT. Fue la primera mujer afroamericana en recibir un doctorado. en ingeniería mecánica de la Universidad de Howard y la primera estadounidense en recibir su doctorado. con una opción aeroespacial en el programa. También fue la primera mujer afroamericana en recibir un doctorado. en el Goddard Space Flight Center de la NASA [fuente: Ericsson].

3: Veteranos de la autopista de Alaska

En febrero de 1942, todo estaba listo para que comenzara la construcción de la autopista Alaska. Solo había un pequeño problema. Casi todo el Cuerpo de Ingenieros del Ejército estaba firmemente atrincherado en el Pacífico Sur, sirviendo en la Segunda Guerra Mundial.

El presidente Roosevelt decidió enviar varios regimientos de ingenieros afroamericanos al trabajo. Esto era inusual por una razón cansada y novedosa. En el primer frente, todavía existía el prejuicio de que los trabajadores negros no estaban tan calificados para el trabajo. ¿Otra razón igualmente inexacta (y extraña)? Las reglas militares establecieron que los afroamericanos solo deben ser enviados a climas cálidos.

Independientemente, se enviaron tres regimientos negros junto con cuatro grupos de tropas blancas. Pero los regimientos todavía estaban segregados por razas y aún más distanciados por un trato desigual. A los regimientos blancos con menos experiencia en maquinaria se les dio equipo, mientras que a los regimientos negros se les dejó trabajar a mano. Sin embargo, la carretera se completó en octubre de 1942, con una sesión fotográfica de uno de los soldados negros estrechando la mano de su homólogo blanco en el enlace final [fuente: American Experience].

Otro militar, Hugh G. Robinson, se convirtió en un general de alto rango como ingeniero en el ejército. Se graduó en 1954 en West Point y luego recibió su maestría en ingeniería civil del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT). En Vietnam, estuvo al mando de un batallón de ingenieros de combate y fue el oficial ejecutivo de un Grupo de Ingenieros.

Después de su gira por Vietnam, Robinson se dirigió al Pentágono como subjefe de personal, convirtiéndose en el primer soldado negro en servir como ayudante militar de un presidente, bajo Lyndon Johnson en 1965. En 1978, fue ascendido a general de brigada, el primer africano American para servir como oficial general en el Cuerpo de Ingenieros. Como si sus logros como ingeniero no fueran suficientes, también recibió una Medalla Aérea, una Estrella de Bronce, la Legión de Mérito y una Medalla de Encomio del Ejército por su servicio en Vietnam [fuente: ASCE]. Murió en 2010.

Con el espíritu de fomentar un futuro de pioneros, terminemos con un ingeniero moderno, pero no menos pionero. La Dra. Wanda Austin, que cuenta con un doctorado en ingeniería de sistemas de la Universidad del Sur de California, ha sido fundamental no solo para dar forma a la industria aeroespacial de EE. UU., Sino también para garantizar la seguridad nacional dentro de la comunidad espacial. Incluso el presidente Obama pensó que ella era lo suficientemente importante como para ponerla en una junta para revisar y planificar futuras misiones espaciales.

Austin se convirtió en vicepresidente senior de Aerospace Corporation, un centro de investigación y desarrollo independiente que sirve a programas espaciales nacionales, en 2001. Eventualmente dirigió un grupo responsable de apoyar a la comunidad de inteligencia y seguridad en sistemas espaciales y estaciones terrestres [fuente: NASA]. En 2008, Austin pasó de vicepresidente a presidente y director ejecutivo de la corporación. En 2009, consiguió su puesto en el Comité de Revisión de Planes de Vuelos Espaciales Humanos del Presidente Obama, sin duda un grupo de personas bastante interesante, que se han unido para asesorar al gobierno sobre el futuro de las misiones espaciales [fuente: NASA].

Actualmente, es cofundadora de MakingSpace, Inc, consultora de desarrollo de liderazgo e ingeniería de sistemas y oradora motivacional. También se desempeñó como presidenta interina de la Universidad del Sur de California durante 2018-2019 y fue elogiada por dirigir la universidad a través de un período tumultuoso.

Publicado originalmente: 9 de julio de 2013

Nota del autor: ingenieros negros famosos a lo largo de la historia

Reiteremos: solo el 5 por ciento de los ingenieros en los Estados Unidos son negros, mientras que los negros constituyen alrededor del 12 por ciento de la población total. Sí, ha habido algunos logros asombrosos de hombres y mujeres negros en el campo. Pero eso no significa que no haya suficiente espacio para mantener los cambios de ingeniería.


Cosas más extrañas que suceden en Delaware

¿Cuáles son los lugares más espeluznantes de Delaware?

Algunos de los lugares más embrujados y espeluznantes de Delaware incluyen Fort Delaware en la ciudad de Delaware, The Addy Sea Inn en Bethany Beach y Governor & # 8217s Mansion en Dover. Los tres lugares tienen un pasado largo e histórico, y los visitantes experimentan sucesos paranormales de forma regular.

¿Los habitantes de Delaware tienen hábitos extraños?

Hay muchas cosas que hacen que los habitantes de Delaware sean únicos. Algunos de nuestros hábitos más interesantes se basan en la gastronomía. Nos damos un festín con scrapple, que es una carne para el desayuno hecha de & # 8230 bueno, realmente no quieres saberlo. Cuando comemos pollo y albóndigas, nuestras albóndigas son en realidad fideos. Y cuando se trata de sándwiches (está bien, o hoagies), preferimos los nuestros con un toque de Acción de Gracias.

¿Cuál es la ciudad más singular de Delaware?

Mucha gente consideraría a Arden como la ciudad más singular de Delaware. Esta antigua comunidad fue fundada para ser un pueblo utópico, y sus tradiciones han continuado hasta el día de hoy. Asista a una obra de teatro organizada por Actors Gild o disfrute de un festín cuando se una al Dinner Gild para su comida semanal. Si quieres verlo todo, marca tu calendario para Ardenfest, que se celebra cada septiembre.


El diplomático estadounidense no inició su carrera académica en Cambridge. Inicialmente, fue al City College de Nueva York. Pero después de ser reclutado en el ejército de los Estados Unidos, regresó y recibió una licenciatura summa cum laude de Harvard en 1950. También permaneció en la escuela para los programas de maestría y # x27 y de doctorado. Desde 1954 hasta 1969, se desempeñó como miembro de la facultad de Harvard, hasta que fue elegido para convertirse en Asesor de Seguridad Nacional en la administración de Nixon, lo que lo llevó a su puesto como el 56º Secretario de Estado unos años más tarde. Posteriormente recibió el Premio Nobel de la Paz en 1973.

El astrofísico más famoso del mundo (e ícono de la cultura pop) recibió su licenciatura en física en Harvard en 1980. Tyson es conocido por su pasión por la ciencia y sus intentos de hacer que los temas a menudo densos se puedan relacionar con el público en general a través de la televisión. y podcasts, pero en la escuela también era conocido como un deportista. Fue una fuerza formidable en el equipo de lucha libre e hizo una temporada en el equipo durante su primer año. Ahora director del Planetario Hayden en Nueva York, ha recibido premios de la NASA y la Academia Nacional de Ciencias.


Eventos

Cada semestre de otoño, el Departamento de Estudios del Museo realiza un viaje de estudios a instituciones de renombre en Nueva York o Washington, DC para proporcionar más conexiones con los profesionales que trabajan en el campo y obtener una perspectiva detrás de escena.

Hay excursiones semanales adicionales integradas en ciertos cursos básicos. Durante Investigación de estudios de museos, los estudiantes realizan excursiones semanales a algunos de los museos emblemáticos de Filadelfia y a las joyas históricas y culturales ocultas. Este encuentro durante el primer semestre del programa presenta a los estudiantes a futuros mentores, supervisores de pasantías y / o futuros empleadores en el campo de los museos.

Cada semestre de primavera, la cohorte de primer año realiza una excursión como parte de su Proyecto de exposición colaborativa a un grupo de museos y sitios históricos relacionados con la colección especial de su experiencia de desarrollo de exposiciones.

Sobre el plan de estudios

Plan de estudios de muestra

La base del programa de maestría en estudios de museos es aprender a escuchar, involucrar y comprender a su público. Se conectará con ellos a través de marketing y eventos especiales y examinará la empatía que necesitan los autores de subvenciones y los recaudadores de fondos de los museos para recaudar fondos para el importante trabajo que realizan los museos. Practicará como defensor de la comunidad y se asociará con audiencias desatendidas.

El tamaño reducido de las clases, las interacciones sólidas de los profesores y las relaciones individuales con el director del programa permiten la personalización del plan académico. Los estudiantes aprenden y se relacionan con profesionales de la industria a través de seminarios y conferencias invitadas. Se le animará a seguir sus pasiones e intereses a través de sus proyectos, pasantías y tesis.

El desarrollo de habilidades se equilibra con los desafíos del mundo real a través de asociaciones con museos, organizaciones sin fines de lucro y otras instituciones culturales. Los viajes de campo semanales brindan experiencias tras bambalinas a través de la gran cantidad de increíbles museos de Filadelfia. Nuestra red nacional de antiguos alumnos y museos asociados proporciona a los estudiantes experiencias valiosas y prácticas.

Diseñado para la colaboración, el programa de UArts le ofrece la oportunidad de aplicar todo lo que aprenderá sobre los enfoques tradicionales y contemporáneos a proyectos completos y complejos basados ​​en equipos, el estándar profesional del campo de los museos.

Créditos totales: 45
Duración: 1,5 años, a tiempo completo

Otoño: 15 créditos
Museos: historia y teoría (1.5c)
Principios de desarrollo y redacción de subvenciones (3c)
Audiencias de museos y evaluación de amplificadores (3c)
Principios gráficos del museo (3c)
Fundamentos del software gráfico (1.5c)
Investigación de estudios de museos (3c)

Primavera: 15 créditos
Branding y marketing de amplificación (3c)
Seminario de museos: Museos en sociedad (3c)
Proyecto de exposición colaborativa (3c)
Desarrollo de tesis / capstone (3c)
Medios digitales para la interpretación de museos (3c)

Verano: 3 créditos
Prácticas (3c)

Los sitios de pasantías de verano recientes incluyen

  • Art-Reach, Filadelfia
  • Museo de Arte de Baltimore
  • Museo Nacional de Historia Judía Estadounidense, Filadelfia
  • Museo de Arte de Filadelfia
  • Casa y jardín japonés Shofuso, Filadelfia y
  • Institución Smithsonian, Washington, D.C.

Otoño: 15 créditos
Seminario sobre la experiencia del visitante del museo (3c)
Gobernanza de museos y cuestiones administrativas (3c)
Tesis / Capstone (3c)
Prácticas (3c)
Optativa (3c)

Explore el plan de estudios completo


Nuestra investigación impacta Houston Explore la investigación que sirve a nuestra comunidad

Investigadores de la Universidad de Houston, en colaboración con la Universidad Rice, publicaron un artículo que detalla cómo mejorar la densidad de energía en una batería de vehículo eléctrico novedosa, un paso hacia una batería más rentable y fácilmente reciclable que permitiría a los vehículos eléctricos viajar más lejos y cargarse. más rápido a bajo costo.

Un paso crucial para secuestrar dióxido de carbono y realizar la transición energética significa encontrar dónde almacenarlo para evitar terremotos y posibles vías de fuga, que Yingcai Zheng de la Universidad de Houston está tomando en colaboración con Los Alamos National Lab y Vecta Oil and Gas con apoyo del Departamento de Energía de EE. UU.

Con 37 patentes de servicios públicos, la Universidad de Houston se encuentra entre las 100 mejores universidades mundiales por el número de patentes de servicios públicos emitidas en 2020. El ranking valida el énfasis de la UH en la comercialización de nuevas tecnologías.

Después de una pausa debido a COVID-19, el telón se levanta una vez más en el Festival Shakespeare de Houston, y esta temporada tiene un giro cinematográfico. “Shakespeare Night at the Movies”, producida por la Escuela de Teatro y Danza de la Universidad de Houston, se llevará a cabo del martes 3 al sábado 7 de agosto en el Miller Outdoor Theatre.

En el primer estudio para validar teorías contradictorias, un investigador de la Universidad de Houston confirmó que el zinc en realidad inhibe y promueve el crecimiento de cálculos renales al mismo tiempo.

Lorena Gauthereau, gerente de programas digitales para el programa de Humanidades Digitales Latinas de la Universidad de Houston y el proyecto Recuperando la Herencia Literaria Hispana de EE. UU., Ha sido reconocida por la Fundación Mellon por su trabajo en la recuperación de la literatura latina de EE. UU.

La Universidad de Houston ha lanzado Research Reaching Houston, una colección en línea de proyectos que demuestra el impacto rotundo de los esfuerzos de investigación de UH en la comunidad local. Desde combatir la vacilación por las vacunas y pronosticar el costo económico de COVID, UH va más allá de las fronteras del campus para abordar los desafíos sociales.

Con los trastornos sociales, como el autismo, las personas sufren de incapacidad para responder a las señales sociales. Curiosamente, los peces cíclidos africanos son excelentes para responder a las señales sociales, construyendo estructuras sociales en cuestión de minutos. Un investigador de UH está vinculando los dos juntos, examinando los genes y las células de los peces para aprender más sobre la disfunción social.

El avance de la “flexoelectricidad gigante” en elastómeros blandos allana el camino para robots mejorados y marcapasos autoamplificados

La Facultad de Medicina de la Universidad de Houston y el Instituto de Ciencias del Sistema de Salud Integrado de Humana en UH se han asociado con Lone Star Circle of Care, un centro de salud calificado a nivel federal, y Lone Star Legal Aid, un proveedor de asistencia legal gratuita, para lanzar un programa médico legal. asociación en la clínica de LSCC en UH.

Incluso cuando la brecha salarial de género se redujo en todo el país, la disparidad salarial promedio entre hombres y mujeres en el condado de Harris se amplió, según un análisis de los datos del último censo realizado por el Instituto de Investigación sobre Mujeres, Género y Sexualidad de la Universidad de Houston. Considere la raza y la etnia, y el contraste es aún más marcado.

Un equipo de investigación dirigido por la Universidad de Houston recibió una subvención de $ 2 millones de la National Science Foundation para arrojar nueva luz sobre lo que impulsa los resultados de promoción y permanencia en entornos académicos.


Historia de la educación universitaria

1902 Caricatura de Puck que ilustra la perspectiva de demasiados títulos universitarios.
Fuente: Biblioteca del Congreso, & # 8220A Prospect of Higher Education, & # 8221 loc.gov (consultado el 26 de septiembre de 2013)

El debate estadounidense sobre si una educación universitaria vale la pena comenzó cuando los colonos llegaron de Europa y fundaron & # 8220New College & # 8221 (luego rebautizada como Universidad de Harvard) en 1636. Hoy en día, hay alrededor de 20 millones de estudiantes universitarios en los Estados Unidos, y más de 44 millones de prestatarios deben un total de $ 1.5 billones en deuda estudiantil total. [127]

Las personas que argumentan que la universidad vale la pena afirman que los graduados universitarios tienen tasas de empleo más altas, salarios más altos y más beneficios laborales que los graduados de la escuela secundaria. Dicen que los graduados universitarios también tienen mejores habilidades interpersonales, viven más tiempo, tienen hijos más sanos y han demostrado su capacidad para lograr un hito importante.

Las personas que argumentan que la universidad no vale la pena afirman que la deuda de los préstamos universitarios es demasiado alta y retrasa a los graduados de ahorrar para la jubilación, comprar una casa o casarse. Dicen que muchas personas exitosas nunca se graduaron de la universidad y que muchos trabajos, especialmente los trabajos comerciales, no requieren títulos universitarios.

College in America, 1600 y # 8211 1800

La América colonial produjo nueve universidades que todavía funcionan: la Universidad de Harvard (1636), la Universidad de William & amp Mary (1693), la Universidad de Yale (1701), la Universidad de Princeton (1746), la Universidad de Columbia (1754), la Universidad de Brown (1764), Dartmouth College (1769), la Universidad de Rutgers (1766) y la Universidad de Pennsylvania (1740 o 1749). [3] [78] [79] [80] [81] [82] [83] [84] [85] [86] Estas universidades fueron financiadas por la colonia o Inglaterra y generalmente atendían a una denominación religiosa específica como Congregational o presbiteriano (puritano). [3] [78] [79] [80] [81] [82] [83] [84] [85] [86] Los sistemas de escuelas primarias y secundarias aún no se habían establecido, por lo que & # 8220 estudiantes universitarios & # 8221 a veces eran niños como jóvenes de catorce o quince años y fueron admitidos para recibir educación preparatoria con el supuesto de que se matricularían en cursos de nivel universitario. [3]

1905 clases de cocina para mujeres en la Universidad de Arizona.
Fuente: Universidad de Arizona, & # 8220UA History & amp Traditions: 1905. The Cooking Class at Work, & # 8221 arizona.edu (consultado el 26 de septiembre de 2013)

Las universidades coloniales fueron fundadas y asistidas principalmente por puritanos adinerados, y siguieron los modelos de las universidades británicas y escocesas, que se centraron en la educación general y el carácter moral. [3] [87] El objetivo de la universidad era producir caballeros cristianos que heredaran negocios familiares, permanecieran dentro de la fe congregacional o presbiteriana (puritana) y fueran líderes responsables en el nuevo mundo. [3] Los costos de matrícula universitaria colonial y la pérdida de un hombre capacitado de la granja o negocio familiar hicieron que el prestigio y el estatus social conferidos por la universidad fueran inalcanzables para la mayoría de las familias. [3] Aproximadamente el 1% de los hombres blancos de entre 18 y 21 años asistieron a la universidad y los estudiantes con frecuencia abandonaron la universidad después de su primer o segundo año, sin estigma de & # 8220 deserción escolar & # 8221. [3] [87] De 35 estudiantes, Yale otorgó nueve títulos de licenciatura en 1711. [88] Las universidades coloniales excluían a las mujeres, pero a veces tenían & # 8220 escuelas indias & # 8221 para difundir el puritanismo en las comunidades nativas americanas con fines de adoctrinamiento religioso. [3] La Revolución Americana (1775-1783) agotó las universidades de estudiantes que se convirtieron en soldados y los edificios que se convirtieron en cuarteles y de los fondos de Inglaterra, lo que provocó el cierre de muchas universidades en la posguerra. [3]

A finales del siglo XVIII y principios del XIX se produjo un auge en la construcción de universidades, aumentando el número de escuelas de 25 universidades en 1800 a 241 universidades en 1860, aumentando la variedad de escuelas para incluir seminarios, escuelas científicas, academias de servicio militar y escuelas de enseñanza y aumentando los programas de estudio para incluir medicina, derecho, ciencia militar y agricultura. [3] Las universidades estatales cobraron importancia a partir de la Universidad de Carolina del Norte (1795) y la Universidad de Georgia (1801). [3] En la primavera de 1833, Oberlin Collegiate Institute (ahora Oberlin College) admitió mujeres en un programa & # 8220Ladies Course & # 8221 y en 1837 admitió a cuatro mujeres en el programa de bachillerato, tres de las cuales se graduaron en 1841 con títulos. [100]

los Ley de concesión de tierras de Morrill de 1862 otorgó tierras controladas por el gobierno federal a los estados para abrir universidades & # 8220land grant & # 8221, que debían centrarse en & # 8220 artes útiles & # 8221 como la agricultura, la mecánica, la minería y la instrucción militar y, por lo tanto, a menudo incluían & # 8220A & ampM & # 8221 (agrícola & amp Mecánico) en los nombres. [3] La idea de una educación & # 8220 útil & # 8221 también creó escuelas como el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) en 1851. [89] Muchos artesanos que dependían de los aprendizajes eran escépticos de la formación universitaria y desconfiaban de los académicos y científicos. Muchos todavía consideraban que un título universitario era un indicador social más que un indicador de logros educativos. [3]

3 de junio de 1926, portada de la revista Life que muestra a una graduada universitaria flapper encendiendo un cigarrillo con su diploma.
Fuente: Words and Eggs, & # 8220 Throwback Thursday: Ilustraciones de los años 20 de John Held, Jr., & # 8221 wordsandeggs.wordpress.com, 16 de septiembre de 2009

En 1865, la mayoría de las universidades del Sur dejaron de ofrecer clases porque la Guerra Civil Estadounidense causó daños físicos significativos a muchas universidades, mientras que otras se convirtieron en hospitales y refugios para soldados y muchos estudiantes y profesores del Sur dejaron la universidad para ingresar al Ejército Confederado. [3] En 1870, el número de universidades era de 560 (frente a las 9 universidades de la Revolución Americana). [87]

Universidad a principios del siglo XX

A principios de la década de 1900, se crearon instituciones para educar a los grupos excluidos por las universidades tradicionales: mujeres, negros, inmigrantes y católicos romanos. [3] [90] Las universidades negras permanecieron restringidas a la enseñanza primaria y agrícola o industrial con poca educación a nivel universitario ofrecida. [3] La Universidad Estatal de Iowa fue la primera universidad mixta con concesión de tierras, aunque las mujeres permanecieron segregadas y se esperaba que estudiaran & # 8220ciencia doméstica & # 8221 o temas similares. [90] Se construyeron universidades en el sur para mantener a los hijos sureños & # 8220 lejos de las peligrosas nociones que circulaban en Harvard o Yale & # 8221, con matrículas elevadas y un código de honor que incluía duelos entre estudiantes. [3] & # 8220Hilltop colleges & # 8221 en Nueva Inglaterra se abrieron para atender a los estudiantes mayores que trabajan y que se capacitan para ser maestros o ministros. [3] Las universidades construidas en la frontera occidental emergente tenían pequeñas poblaciones para apoyarlas y, a menudo, había menos de unos pocos cientos de estudiantes que podían asistir a la universidad. [91] & # 8220Diploma mills & # 8221 también aparecieron durante este tiempo, especialmente el & # 8220medical college, & # 8221 que con frecuencia no tenía campus ni facultad, pero otorgaba títulos a cambio de donaciones. [3]

El objetivo de la asistencia a la universidad aún no era completar una licenciatura. Algunos estudiantes tomaron dos años de cursos para obtener un certificado LI (licencia de instrucción) para enseñar en la escuela pública, pero muchos no completaron el título porque, como lo explicó Roger L. Geiger, profesor distinguido de educación en la Universidad Estatal de Pensilvania, & # 8220 no había nada que hacer con una licenciatura y # 8217 que no se pudiera hacer sin una. & # 8221 [3] [92]

En 1900, el 5% (alrededor de 256.000) de los hombres de 18 a 21 años asistían a la universidad, frente al 3,1% (32.364) en 1860 y el 1% (1.237) en 1800. [87] Los estudiantes normalmente eran aceptados por motivos de género, religión, y raza. [3] Las tasas de graduación continuaron siendo bajas, aproximadamente el 30% de la clase de primer año de 1903 en el Kentucky State College se graduó, mientras que la Universidad de Transilvania promedió una tasa de deserción del 50% en el primer año y apenas el 10% se graduó con un título en cuatro años. [3]

Aunque la matrícula no había experimentado aumentos importantes, el precio de la universidad seguía siendo demasiado alto para la familia promedio. [3] Para el año académico 1907-1908, la Universidad de Brown publicó un presupuesto de matrícula promedio: $ 105 por matrícula, $ 48 por & # 8220 cuotas adicionales & # 8221 $ 60 por habitación, $ 150 por comida y $ 30 por libros y cuotas de laboratorio por un total de $ 393 por año, o $ 9,535.67 en dólares estadounidenses de 2012 [3] Para 1910, & # 8220undergraduate life & # 8221 cobró importancia con las mascotas, los colores de la escuela, los himnos universitarios, el atletismo interuniversitario y otras tradiciones. [3]

Póster de reclutamiento universitario de finales de la década de 1970, & # 8220Work Smart NOT Hard & # 8221
Fuente: SLS Construction & amp Building Solutions, & # 8220 My Take: Profoundly Disconnected, the Industry, & amp Yo?, & # 8221 blog.sls-construction.com, 9 de julio de 2013

La Primera Guerra Mundial redujo las inscripciones en la costa este en un 27-40%, pero solo el 10% de los hombres de Stanford abandonaron la universidad para la guerra. [3] En total, 540 colegios se convirtieron en campus de entrenamiento para que el Cuerpo de Entrenamiento del Ejército de Estudiantes capacitara a 125.000 hombres. [3] Alrededor de este tiempo, la Asociación Médica Estadounidense comenzó a presionar para que las facultades de medicina exigieran algo de ciencia universitaria (si no un título universitario completo) para la admisión en las facultades de medicina, las facultades de derecho siguieron el ejemplo de la Facultad de Derecho de Harvard para exigir títulos de licenciatura para la admisión y seminarios. estaban requiriendo al menos un año de universidad. [92]

Después de 1920, los estudiantes universitarios se asociaron con las fiestas, los juegos de azar y la ginebra para la bañera. [3] Pero, tal fiesta fue tolerada debido a la movilidad social ascendente ganada al hacer contactos y divertirse con el público adecuado. [3]

Between 1920 and 1945 secondary schools expanded, increasing the number of high school graduates, the number of college students from 250,000 to 1.3 million, and the percentage of college students from 5% to 15%. [3] However, an 18-24 year old white person was four times more likely to attend college than a black person of the same age and women constituted about 40% of college enrollments but were still being trained in segregation as teachers, good wives, and mothers. [3]

In the 1920s and 1930s, college tuition started to rise with one national survey showing tuition at $70 in 1920 and $133 in 1940, or from $793.29 to $2,148.31 in 2012 US dollars. [3] In comparison, a 1940 new Pontiac car cost $483 ($7,074 in 2012 dollars). [3]

US Colleges, WWII through the 1980s

After World War II colleges and universities moved toward advanced, selective programs and expanded the base of students admitted. [3] Research universities, junior colleges (now called community colleges), and for-profit institutions thrived. [3]

In the 1939-1940 school year, student enrollment was under 1.5 million nationally, but, by the 1949-1950 school year, student enrollment grew to 2.7 million. [3] The 1944 GI Bill contributed to some of the enrollment gains and by the beginning of the 1945-1946 school year, 88,000 veterans were accepted into the program by 1946, over one million were accepted and by 1950, 14 million veterans were in the program. [3] Women represented about 40% of enrollment in the 1939-1940 school year but that number dropped to 32% in 1950. [3] Individual schools implemented honor programs, specialty seminars, study abroad, and smaller class sizes to attract more discerning students [3] By 1960, national enrollment was at 3.6 million and at 7.9 million in 1970. [3] Society became interested in the college lives of “Joe College” and “Betty Coed” and created the college ideal of graduating in four years, marrying the college sweetheart, and finding a good job. [3]

The federal government created the Higher Education General Information Survey (HEGIS), later renamed the Integrated Postsecondary Education Data System (IPEDS), and collected data in the fall of 1968, the first time standardized data was collected about colleges and universities nationwide. [93]

Chart illustrating the unemployment rate for people with less than a high school diploma, a high school diploma, some college, and a bachelor’s degree.
Source: Catherine Rampell, “College Is (Still) Worth It,” nytimes.com, Feb. 1, 2013

Pell Grants were introduced in 1972 and increased the number of students for whom higher education was possible. [3] By 1978, the financial aid focus changed from grants to loans, increasing the amount of debt a graduating college student owned. [3] In the 1975-1976 school year 75% of students received grants, 21% received loans compared to the 1984-1985 school year in which 29% of students received grants and 66% received loans. [94]

The major shift in higher education during this time was the transition from mass higher education, expecting to educate 40-50% of high school graduates, to universal higher education, expecting to educate all high school graduates. [3] The shift was seen in public school enrollments which accounted for about 75% of enrollments in 1970, up from the almost equal split between public and private colleges in 1950. [3] Community colleges and technical institutes also gained students: from 82,000 in 1950 to 1.3 million in 1980. [3]

Transfer students were accommodated, classes were offered at military bases, and courses were offered at extension sites for non-traditional students while colleges were opening to diverse student populations. [3] Title IX (1972) and affirmative action demanded inclusive admission practices for women and black students. [3] [95] [96]

The 1970s also saw the shift from higher education for education’s sake to a need for pre-professional studies and a translation to work after graduation. [3] For many, to be considered middle-class or to get a middle-class job required a college degree. [2]

The 1970s and 1980s brought questions of whether the return on a college degree was worth the investment. In 1971 a male college graduate earned 22% more than a high school graduate but by 1979 a college degree increased earnings by 13%. [7] By 1987, the earning gap was 38%, which was an improvement but added doubts about the stability of higher education as an investment. [29] The 1980s also brought a dramatic increase in the cost of college, which was rising faster than inflation and the average family income. [7]

College Enrollment, Costs, and Purposes from 1990s to Present

The 1990s and 2000s saw a rise in enrollment and tuition costs, and a steadily lower unemployment rate for college graduates. College enrollment increased 11% between 1990 and 2000 and increased 37% from 2000 to 2010 to 21 million students. [97] The average college tuition in the 1990-1991 school year was $10,620 and rose to $13,393 in 2000-2001. [98] Between the 2000-2001 school year and the 2010-2011 school year, public college costs (tuition, room, and board) increased 42% to $18,133. [98] The unemployment rate for workers with a bachelor’s degree or higher in 1990 was 6.5% (compared to 24.9% for high school drop outs) and was 3.7% in 2000 (compared to 18.4% for high school drop outs). [99] By 2010, the unemployment rate for college graduates increased to 5.5% while the rate for college dropouts was 17.3% [99]

A 2011 Pew Research survey showed 50% of college presidents said college is meant to “mature and grow intellectually,” while 48% said college should “provide skills, knowledge and training to help… [students] succeed in the working world.” [25]

The number of colleges and universities grew from 1,851 in 1950 to 3,535 in 1990 to 6,900 in 2013. In the 1949-1950 school year 2.66 million students were enrolled in colleges and universities by the 1989-1990 school year 13.54 million students were enrolled. [2] In fall of 2013, 19.9 million students were enrolled in colleges and universities. [1]

According to the US Census Bureau, 33.4% of the adult US population had a bachelor’s degree or higher as of Mar. 30, 2017 (up from 28% in 2006), with 20.8% holding bachelor’s degrees, 9.3% with associates degrees, 1.5% with professional degrees, and 1.9% with doctorates. [109] In 1940, when the US Census Bureau began collecting education data, only 4.6% of adults held bachelor’s degrees. [109] [110]

College Education amid COVID-19

As a lot of colleges went online or to a hybrid online and in-person model during the COVID-19 (coronavirus) pandemic, colleges overall saw a significant fall 2020 enrollment drop. Undergraduate enrollment fell 3.6% (about 560,000 students) from fall 2019. Community colleges were hit especially hard, with a drop of more than 10% (more than 544,000 students). [130]

21.7% fewer high school seniors (class of 2020) have enrolled in college, with a larger drop (32.6%) at high-poverty high schools. 14% fewer students in the class of 2021 have filed FAFSA (Free Application for Federal Student Aid) forms. [130] [131]

Doug Shapiro, PhD, Executive Research Director at the National Student Clearinghouse called the drops “completely unprecedented.” [130]

75% of households with at least one member attending college classes in fall 2020 changed higher education plans during the COVID-19 (coronavirus) pandemic. Most often households took classes in a different format (39%), or canceled plans altogether (37%), according to Anthony P. Carnevale, PhD, Director and Research Professor, and Megan L. Fasules, PhD, Assistant Research Professor and Research Economist, both at the Georgetown University Center on Education and the Workforce. [132]


Sylvia Rivera

Photo: Netflix/ Courtesy Everett Collection

In addition to being an influential Hispanic American, drag queen Sylvia Rivera is also an iconic figure in the gay and transgender rights movement.

Rivera, born in New York City in 1951 of Puerto Rican and Venezuelan descent, had a rough upbringing. Her father left the family when she was a baby and her mother later died by suicide when Rivera was just 3 years old. Then still known as Ray, the young child was raised by her Venezuelan grandmother who strongly rejected the beginnings of Rivera’s transgender identity forming.

Rivera was forced to leave home when she was 10, making her way through the rough streets of New York City. She often faced discrimination and violence, compelling her to begin her transgender and gay rights activism.

"We were sick and tired of being put down," Rivera said in The Question of Equality: Lesbian and Gay Politics in America Since Stonewall. "Things just started happening."

Rivera and her friend Marsha P. Johnson, both sex workers, made an indelible mark in the advancement of LGBTQ rights. Both are credited with forming the Street Transvestite Action Revolutionaries (STAR), later changed to Transgender, which helped house and support LGBTQ youth and sex workers in Manhattan. They also worked with the Gay Liberation Front, founded after the Stonewall Riot in 1969.

Rivera died in February 2002 due to complications of liver cancer. She has since been heralded alongside Johnson as the mothers of the gay rights movement. Rivera was honored as one of the 50 activists included in the Stonewall National Monument, the first national monument dedicated to LGBTQ rights. 


Michoacán

Nuestros editores revisarán lo que ha enviado y determinarán si deben revisar el artículo.

Michoacán, in full Michoacán de Ocampo, estado (state), west-central Mexico. It is bounded by the Pacific Ocean to the southwest and by the states of Colima and Jalisco to the west, Guanajuato to the north, Querétaro to the northeast, México to the east, and Guerrero to the south. The capital is Morelia.

The state’s relief rises from a narrow coastal plain, where conditions are hot and humid, to the cool and semiarid Sierra Madre del Sur, an area of great volcanic activity. The volcano Jorullo arose during an eruption in 1759, and in 1943 Paricutín suddenly developed in a field northwest of the city of Uruapan its eruptions continued through 1952 and buried the village of San Juan. The chief rivers are the Lerma, which drains into Lake Chapala in the northwest, and the Balsas and Tepalcatepec, which merge at the southern frontier the flows of all have been depleted by large-scale irrigation projects. In addition to national parks in the highlands, popular tourist destinations include Lake Pátzcuaro, where fishers use lightweight, gracefully framed nets, and Lake Cuitzeo, northeast of Morelia. Lake Chapala, which is largely within Jalisco state, has been shrinking because of the diversion of its source waters. Monarch butterflies migrate annually from Canada and the United States to a forested biosphere reserve in the eastern part of the state however, they are endangered by industrial and automotive air pollution from the adjacent Valley of Mexico.

Agriculture and mining constitute one of the largest sources of employment but contribute only a limited share of state income. Most of Michoacán’s farmers are Tarasco Indians and mestizos who grow corn (maize), tropical fruits, legumes, coffee, and sugarcane. Petroleum is important, and sulfur, gold, silver, iron, copper, and zinc are mined. Manufacturing is based on forest products and other light industry. The service sector, including retail trade, government, banking, and tourism, provides a substantial portion of employment and income. The state is well served by highway, air, and rail routes.

The Tarasco have lived in the region for centuries and were well established there by the 12th century. Later to arrive were the Chichimec. After the Spanish conquest of Mexico, Vasco de Quiroga established the first enduring missions among the Tarasco in the 1530s, around Lake Pátzcuaro.

Michoacán became a state in 1824. State government is headed by a governor, who is elected to a single term of six years. Los miembros de la legislatura unicameral, el Congreso del Estado, son elegidos por períodos de tres años. Michoacán is divided into several local governmental units called municipios (municipios), cada uno de los cuales tiene su sede en una ciudad, pueblo o aldea prominente.

Morelia, which includes more than 200 historic buildings in its colonial centre, was designated a UNESCO World Heritage site in 1991. Cultural institutions in the state include the Michoacan University of San Nicolás de Hidalgo (1917) and the Michoacán Museum (1886), in Morelia a museum of arts and crafts (1935), featuring Tarascan art, in Pátzcuaro and an ethnographic and archaeological museum (1944), in Tzintzuntzán, with Tarascan and Tzintzuntzán artifacts. The Tarasco still produce traditional crafts in the Lake Pátzcuaro area. Area 23,138 square miles (59,928 square km). Música pop. (2010) 4,351,037.

The Editors of Encyclopaedia Britannica This article was most recently revised and updated by Amy Tikkanen, Corrections Manager.


Graduate

The Ph.D. program in history trains students to become both skilled scholars and conscientious teachers. Throughout the program, students work with advisors and other faculty members as they engage in coursework, prepare for and take the general exam, work as teaching fellows, and research and write the dissertation. It generally takes students six or seven years to finish their doctoral degree. Most graduates have pursued academic careers at universities and colleges in the United States and abroad, while others have gone on to successful careers in law and in government.

Students enrolled in the Master of Liberal Arts program in History will examine the past through a variety of critical approaches while engaging in deep investigation of how evidence and historical narratives have developed over time.


Ver el vídeo: prezentace